Parámetro no configurable que indica cuánto ancho de banda se consumirá durante los procesos de respaldo y de restauración de la información.

Indica la prioridad de uso de la CPU por el sistema de respaldo, y por defecto permite usar la totalidad de la CPU. No es configurable por parte del usuario final.

Este parámetro es modificable e indica el tiempo que esperará un respaldo antes de reiniciar, en caso que el cliente final deje en pausa uno de los respaldos del servicio.

Este parámetro indica cuándo dejar de respaldar si la batería de un equipo es inferior al 10%.